La transformación del parque inmobiliario español a través del aislamiento térmico y acústico de las ventanas

Aislamiento ventanas uin2.rt

Con más de la mitad de las viviendas por encima de los 40 años de antigüedad, y una media de hasta 45, la realidad del parque inmobiliario español es que hasta cuatro de cada cinco edificios son ineficientes energéticamente, con una valoración media de E.

 

Una grave situación en la que más del 50 % de los edificios fueron construidos en la década de los 80, treinta años antes de que la sostenibilidad y la eficiencia energética fuesen temas a tener consideración en sectores como la construcción o la arquitectura, lo que hace de estas construcciones la tercera causa de emisiones contaminantes, sólo por detrás de los sectores del transporte y la industria.

 

En concreto, si elevamos estas cifras a nivel continental, podemos observar cómo los edificios consumen el 40 % de la energía y son responsables del 36 % de las emisiones de CO2 a nivel europeo.

 

Afrontar esta problemática implica una reevaluación profunda de nuestros edificios, y una de las soluciones más efectivas se encuentra en la implementación de aislamiento térmico y acústico. Los beneficios económicos de este tipo de actuaciones son inmediatos y significativos: con estimaciones que hablan de cómo mejorar la eficiencia energética puede reducir los costos de calefacción y refrigeración hasta en un 30 %.

Unos beneficios que también llegan al ámbito de la salud, dado que la calidad del aire interior se ve impactada positivamente, al reducirse la filtración de polvo y partículas provenientes del exterior. Un cambio que no sólo promueve un entorno más saludable para los ocupantes, sino que también disminuye los riesgos asociados a enfermedades respiratorias.

 

El papel de las ventanas en un aislamiento integral

 

Si bien diversos elementos contribuyen al aislamiento térmico y acústico de un edificio, las ventanas emergen como elementos cruciales para alcanzar la eficacia deseada. Numerosos estudios demuestran que alrededor del 25 % de las pérdidas térmicas en un edificio ocurren a través de las ventanas. Implementar ventanas eficientes puede traducirse en ahorros adicionales y una mayor capacidad de regulación térmica, contribuyendo así a un ambiente interior más confortable y sostenible.

 

Por eso, en uin2 llevan años diseñando, fabricando y comercializando ventanas de aluminio extruido de lamas giratorias, con el objetivo de dar soluciones constructivas eficientes, que garantizan el máximo aislamiento térmico y acústico, así como una ventilación natural. Como es el ejemplo del modelo de ventana uin2.rt.

 

Cumpliendo además con los objetivos de las principales certificaciones y normativas en esta materia, el modelo uin2.rt incorporan una rotura de puente térmico en toda su perfilería, además del exclusivo sistema de cierre hermético vertical uin2. Dos elementos que proporcionan aislamiento térmico, acústico y estanqueidad.

 

 

Por último, estas soluciones han sido creadas para permitir una agradable ventilación natural. Concretamente, puede llegar a ofrecer una superficie de ventilación natural de hasta el 82 %, dependiendo de las dimensiones y del número de lamas.

 

En un contexto en el que la rehabilitación energética de los edificios se presenta como uno de los grandes motores de crecimiento no solo de sectores como el de la construcción y la reforma, sino de la economía española en general, la gama de productos uin2 es uno de los principales objetos de subvención en el marco de los fondos Next Generation, el plan de rehabilitación energética de la Unión Europea.

 

Si desea mejorar el aislamiento térmico y acústico y además, acogerse al marco de las nuevas subvenciones, contacte con uin2.